Inventado en 1839 por Louis Jacques Mandé Daguerre en Francia. Estuvo en uso comercial hasta 1860, aunque entró en declive a partir de 1855. La imagen obtenida es un positivo directo de cámara y su soporte no tiene emulsión, formándose por una amalgama de plata y mercurio, ó de plata, mercurio y oro sobre superficie metálica (plata, cobre).

Vaillat. 1847. Daguerrotipo. Retrato de John Wood.
Vaillat. 1847. Daguerrotipo. Retrato de John Wood.
El fotógrafo utilizaba una placa de cobre pulida, plateada por procesos de galvanización, para posteriormente volver a pulir la placa hasta que ésta presentase el reflejo de los espejos. Una vez pulimentada exponían la placa a vapores de yoduro de plata, volviéndose ésta dorada y resultando sensible a la luz; mantenida en la oscuridad era colocada en una cámara fotográfica y finalmente expuesta a la luz. La imagen sólo aparecía más tarde, cuando era sometida a los vapores de mercurio que se adhería a las zonas expuestas formando una amalgama blanca de mercurio y plata. La imagen obtenida se fijaba, primero con una solución caliente de sal común y posteriormente con hiposulfito sódico, se le retiraba el yoduro de plata excendente y se lavaba y secaba la placa.
Los tiempos de exposición rondaban entre los 15 y 30 minutos limitando bastante las posibilidades del daguerrotipo, enfocando su uso hacia los retratos y la fotografía monumental. La necesidad de acortar los tiempos de exposición impulsó el desarrollo de los procedimientos técnicos –aumentando la sensibilidad de la plata al alternar el uso de vapores de bromo y de yodo, mejorando la sensibilidad de lentes y de los objetivos, las condiciones de iluminación de los estudios fotográficos,... - hasta conseguir hacia 1855 que unos 10 segundos resultasen suficiente para la exposición.
Sin identificar. 1845-1850. Daguerrotipo muerto. Carece de imagen
Sin identificar. 1845-1850. Daguerrotipo muerto. Carece de imagen
Sin embargo la toxicidad de los materiales empleados en este proceso fotográfico –no era infrecuente que los fotógrafos enfermasen por los efectos de los vapores de mercurio, bromo,...-, así como que el resultado final del trabajo fuese un ejemplar único y del que difícilmente se podrían obtener copias determinó la decadencia de la daguerrotipia desde que, mediada la década los 50 del s. XIX, aparecieron los negativos al colodión sobre vidrio y las copias a la albúmina.
El daguerrotipo es un objeto complejo en que la imagen va siempre protegida por un cristal e inserta en el denominado “paquete daguerriano”. La imagen se ve en positivo ó en negativo según los ángulos de observación e iluminación. El “paquete daguerriano” siempre debía sellarse mediante papel engomado para evitar los efectos de la oxidación/sulfuración, principales deterioros que afectan a estas imágenes. Cuando el sellado es defectuoso, ó sufre roturas, se corre el riesgo de que la imagen desaparezca, tal y como muestra este “daguerrotipo muerto”.